La ley del aborto se debatirá este jueves en el Congreso argentino

0
250
EFE

Buenos Aires – La Cámara de Diputados argentina debatirá este jueves el proyecto de ley de regulación del acceso a la interrupción voluntaria del embarazo, después de que así lo dictaminara hoy la comisión parlamentaria que estudiaba el tema.

De esa manera, un proyecto de legalización del aborto llega al Congreso argentino por segunda vez en la historia y las asociaciones favorables y contrarias a la interrupción voluntaria del embarazo ya han llamado a concentrarse en la Plaza del Congreso durante el tratamiento del proyecto.

Durante esta tarde, la comisión conjunta de Legislación General, de Legislación Penal, de Mujeres y Diversidad y de Acción Social y Salud Pública debatió posibles últimas modificaciones que pueda haber en el proyecto final que se presente en la Cámara de Diputados.

Al ratificar que el proyecto finalmente se tratará, hubo aplausos entre los miembros de la comisión favorables al aborto.

SEGUNDO GRAN INTENTO PARA LEGALIZAR EL ABORTO EN ARGENTINA

Ahora, los diputados deberán votar -tras una sesión que se prevé se alargará hasta el viernes- sobre el proyecto y, si gana el «sí», entonces será el Senado el que se reunirá para dar la aprobación definitiva o para rechazarlo.

Hace décadas que grupos progresistas y feministas hacen campaña para que se despenalice el aborto y se logre una ley de interrupción voluntaria del embarazo, puesto que hasta el momento la ley vigente al respecto data de 1921 y permite abortar en circunstancias en que se haya producido una violación o por malformación del feto.

En el 2018, un proyecto de ley de interrupción voluntaria del embarazo llegó por primera vez al Parlamento argentino y, de hecho, superó la instancia de la Cámara de Diputados en una noche histórica con decenas de miles de manifestantes frente a la Plaza del Congreso. 

Sin embargo, aquel proyecto fracasó en el Senado y, por ende, no salió adelante.

La diferencia entre ese proyecto fallido y el actual es que, en esta ocasión, quien lo presentó fue el propio Gobierno del peronista Alberto Fernández -en 2018 el presidente era Mauricio Macri-.

UN PROYECTO PARALELO PARA ACOMPAÑAR A QUIENES QUIERAN SER MADRES

Además del proyecto de legalización del aborto, Fernández incluyó otro proyecto de ley sobre atención y cuidado integral de la salud durante el embarazo y la primera infancia, el cual también salió adelante en la comisión parlamentaria y se tratará en la Cámara de Diputados.

El autodenominado movimiento provida rechaza la ley del aborto pero, en los últimos años, sostuvo que eran necesarias en Argentina mejores legislaciones sobre la adopción y el acompañamiento de la futura madre.

Durante los últimos meses y en vistas a que podía pasar un nuevo año legislativo sin avances respecto a la ley, movimientos en favor del aborto reclamaron que Fernández presentase el proyecto debido a la cercana finalización de las sesiones parlamentarias, puesto que en breve el Congreso argentino descansará por las vacaciones de verano austral.

Fernández, quien en la primera parte del año indicó que la prioridad sanitaria la tenía la gestión de la pandemia de covid-19, anunció en noviembre que enviaría al Congreso los proyectos de ley para legalizar la interrupción voluntaria del embarazo y el que creará un programa para fortalecer la atención integral de la salud en la mujer durante el embarazo.

«La criminalización del aborto de nada ha servido, solo ha permitido que los abortos ocurran clandestinamente en cifras preocupantes», expresó el mandatario en un mensaje en video difundido a través de su cuenta de Twitter, en el que lamentó que cada año se hospitalizan alrededor de 38.000 mujeres por abortos mal practicados y 3.000 murieron por esa causa desde 1983. EFE