Monseñor Garachana pide al gobierno actual que cumplan con lo que prometieron

0
95

Tegucigalpa.- Monseñor Ángel Garachana, lamentó la tragedia ocurrida este lunes en Texas donde 14 hondureños perdieron la vida mientras buscaban el anhelado sueño americano y enfatizó que el gobierno actual de Xiomara Castro “tiene que hacer lo que ha prometido, promover aquellas condiciones de vida en las cuales el hondureño se sienta se sienta bien y no necesite migrar”.

En ese sentido, durante la misa en honor al patrón San Pedro por los 486 aniversario de San Pedro Sula que se llevó a cabo en la catedral, dijo que “es tan triste tan doloroso tan indignante que 51 persona mueran asfixiadas en un trailer, realmente clama al cielo, pero estamos acostumbrados a decir, bueno 51 muertos más no nos afecta, no conmociona a la sociedad no conmocionan a los gobiernos”.

El obispo agregó que este hecho tendría que ser una conmoción de Honduras, Guatemala, México y Estados Unidos; sin embargo, “para estos países, los pobres migrantes ya no cuentan. No tienen valor”.

“Mi indignación por estas situaciones el dolor por los muertos mi conmoción y oración con sus familiares. La petición a los gobiernos que afronten decididamente el problema de la migración”, añadió.

Pidió al Gobierno de Honduras que trabaje en crear condiciones para que ningún hondureño pueda salir del país a buscar oportunidades.

“Parece que lo que más exportamos son migrantes, pero ellos envían las remesas y es una buena entrada para el gobierno”, manifestó.

Además, aconsejó que México y Estados Unidos deben replantear sus políticas de migración y crear estrategias para afrontar la migración y sus causas; asimismo, buscar la manera de apoyar a las personas cuando emigran a estos países.

De igual forma, que Honduras está retrasada en el sistema de educación en las condiciones, según él, por los suelos.

“Porque tanto las condiciones de salud como educación están por los suelos, estamos retrasados, un pueblo sin educación es la mayor pobreza y es un pueblo que no va a cambiar y va a estar sometido a los que lo controlan”, expresó el obispo.

Agregó que el Gobierno también tiene que trabajar en crear condiciones de empleo para todos, no solo para los de su partido.

“El gobierno no puede gobernar solo para su partido, tiene que gobernar para todos, especialmente para los pobres”.

Hizo hincapié en que, si no cambia las situaciones para los hondureños, la migración seguirá porque las condiciones de seguridad y laborales no están favoreciendo a la población.

Monseñor Garachana consideró que se necesita afrontar los grandes problemas de Honduras, con responsabilidad y profesionalismo dejando atrás el pasado y centrándose en el presente.

El obispo de la Diócesis de San Pedro Sula, reconoció que hay avances en temas de corrupción y del Estado de Derecho.

No obstante, refirió “yo creo que se está retrasando afrontar seriamente, consensuadamente, profesionalmente los grandes problemas del país”.

A renglón seguido, el líder católico apuntó que “todo lo que se ha hecho ahora con el recuerdo del año 2009 el 28 de junio; eso ya pasó, eso ya pasó, hay que afrontar el presente y hay que afrontarlo más unidos con más consenso”.

Agregó que afrontar los verdaderos problemas es prioridad y eso se puede lograr con personas competentes, profesionales, éticas que vengan a formular verdaderas políticas de desarrollo en salud, educación y de empleo.

Monseñor Garachana enfatizó que en cuanto a resolver los problemas sociales no se trata de soluciones solo dando dinero, sino que sean ofrecer a los pobres y a los desempleados la oportunidad de vivir dignamente de su trabajo.

“Es urgente afrontar estos grandes problemas que son prioritarios, es urgente afrontarlos con mayor diálogo, con mayor participación de todos los que saben de todos los que entienden, de todos aquellos a quienes afecta seriamente estos problemas”, insistió.