Jamaica y Honduras, a la cabeza de los países donde más se asesina en el mundo

0
314

Viena.- América Central y el Caribe, con Jamaica y Honduras a la cabeza, es la región del mundo con el mayor índice de asesinatos, un fenómeno vinculado a las bandas del crimen organizado y el narcotráfico, junto al fácil acceso a las armas, señala un informe de la ONU presentado este viernes.

El Estudio Global sobre Homicidios elaborado por la Oficina de Naciones Unidos contra la Droga y el Delito (ONUDD) excluye las muertes por conflictos bélicos y atentados terroristas.

«El Caribe ha experimentado el aumento más espectacular de la violencia homicida en los últimos años, en gran parte debido a la intensa competencia entre bandas por los mercados de la droga», destaca el documento.

Con un índice de 52,13 personas asesinadas por cada 100.000 habitantes, Jamaica ocupó ya en 2021 el primer lugar del planeta en cuanto a víctimas de la violencia interpersonal letal, una posición reforzada el año pasado, al subir esa tasa hasta 53,3 casos.

En las Islas Turcas y Caicos, punto de tránsito entre Bahamas, Colombia y Venezuela, el índice ascendió a 28 en octubre de 2022, frente a los 13 de todo 2021, mientras que el aumento anual en Trinidad y Tobago fue del 22 %, hasta 39,5 asesinatos por 100.000 habitantes.

Otros de los países de la región cuyos índices se encuentran entre los más elevados del mundo son Bahamas (31,2), Santa Lucía (36,7), San Vicente y las Granadinas (40,4), Belice (31,25) y Haití (18).

Si bien -en contraste con la tendencia caribeña- las cifras de homicidios se estabilizaron y disminuyeron en varios países de Centroamérica, la zona sigue ostentando «la tasa de homicidios más alta y volátil», destaca el documento.

En Honduras, el número bajó un 9,1 % – de 38,25 a 35,1 -, gracias al desmantelamiento de más de 38 bandas, lo que no impide que el país siga siendo la nación de América Central con el mayor número de personas asesinadas.

La mejora más llamativa es la constatada en El Salvador, gobernada por el controvertido presidente Nayib Bukele, donde en 2022 hubo solo 7,8 homicidios por 100.000 habitantes, trece veces menos que en el año 2015.

La reducción de la violencia letal en ese país se logró mediante «medidas enérgicas contras las pandillas y el encarcelamiento de más de 61.300 presuntos pandilleros desde la aplicación del estado de excepción en marzo de 2022», reconoce la ONUDD. EFE