Honduras enfrenta este martes una nueva jornada de protestas para exigir tierras, empleo y docentes

0
358

Tegucigalpa.- Honduras afronta este martes una nueva jornada de protestas de campesinos que exigen tierras, padres de familia que piden maestros para escuela y activistas del gobernante Partido Libertad y Refundación (Libre) que reclaman puestos de trabajo, entre otros.

En Tegucigalpa, un grupo de campesinos ocupó las instalaciones de la Oficina Administradora de Bienes Incautados (OABI) para pedir asignación de tierras.

Se trata de campesinos de los sectores de San Manuel y La Lima, departamento de Cortés, norte del país, que exigen a la OABI que les asignen tierras para cultivarlas, dijo a periodistas Reiniery Cardona, representante de la Plataforma Campesina.

Los campesinos reclaman tierras incautadas por la OABI para cultivar granos básicos, como fríjoles y maíz, señaló Cardona.

ACTIVISTAS PIDEN PLAZAS Y DESTITUCIÓN DE EMPLEADOS

Activistas del Partido Libertad y Refundación (Libre, en el poder) mantienen tomado el Centro de Salud Alonso Suazo, en Tegucigalpa, impidiendo la atención de centenares de pacientes que a diario llegan en busca de atención.

Los manifestantes exigen la destitución de empleados del centro de salud y de la Región Metropolitana de Salud, porque consideran que no están cumpliendo con sus funciones, y que contraten a activistas de Libre.

En el departamento de Yoro, norte de Honduras, las autoridades sanitarias confirmaron la destitución del director del Hospital de El Progreso, Edgar Murcia, un día después de que varias personas resultaron heridas durante una protesta violenta por parte de un grupo de supuestos campesinos que ocuparon el centro sanitario hace 33 días.

Los manifestantes exigían la destitución de Murcia, a quien el diputado oficialista Bartolo Fuentes acusa de «proteger a médicos y enfermeras corruptos».

También fueron destituidos del cargo el administrador, Marvin Macedo, y el jefe de personal del nosocomio, Cristian Meléndez.

PADRES CLAMAN POR MAESTROS PARA ESCUELA

Una decena de padres de familia y docentes de la escuela se movilizó a la Dirección Departamental de Educación para exigir la asignación de maestros en la escuela Manuel Bonilla, en la montaña de Azacualpa, cercana a Tegucigalpa.

“Nos han cambiado las estructuras, han quitado docentes y ahora estamos cortos de personal”, dijo una de las manifestantes.

Según los padres de familia, la mayoría de los más de 150 estudiantes de la escuela no han recibido clases este año por la falta de maestros en el centro educativo.

ENFRENTAMIENTO ENTRE EX EMPLEADOS Y POLICÍAS

El desalojo de al menos una veintena de ex empleados de la Empresa Hondureña de Telecomunicaciones (Hondutel) que exigen su reintegro a la institución provocó un enfrentamiento entre la Policía y los manifestantes en la capital hondureña.

Los ex empleados de Hondutel despedidos la semana pasada, muchos de ellos directivos del Sindicato de Trabajadores, realizaban un plantón en las inmediaciones de la institución, que fue resguardada por una treintena de policías.

Los manifestantes «tienen derecho a protestar, pero sin perjudicar a los demás”, dijo a periodistas uno de los policías que se mantienen en el interior de Hondutel, mientras que los ex empleados permanecen afuera de la institución. EFE