Gobierno quiere chantajear a empresa privada con tema de marchamo, acusa el expresidente del Cohep

0
323

Tegucigalpa.- El expresidente del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep), Eduardo Facussé consideró este jueves que el gobierno quiere llegar al chantaje con el tema de la distribución y venta de los formularios aduaneros de marchamo, el que ha sido administrado por este órgano privado, desde 1998.

El empresario refirió que desde que el Cohep administra este formulario aduanero, año con año los gobiernos que han pasado le han ido “cercenando” a esos ingresos, “ahorita con lo que contamos es prácticamente con un 30 %”, indicó.

“Si quieren llegar al chantaje quitando esa cuestión (administración de marchamo), va haber guerra, nosotros no queremos ninguna guerra abierta, que ellos la están provocando”, dijo Facussé al mencionar que el gremio empresarial demostró durante su asamblea anual que está unido.

Según el titular de la Administración Aduanera de Honduras, Fausto Calix, desde el 2014 al 2022, han sido 443 millones de lempiras que el Estado le ha entregado al Cohep.

En ese sentido, Facussé pidió qué a la hora de dar cifras, que también digan cuánto ha pagado de impuestos el Cohep en estos años. También dijo que al Cohep tampoco lo han señalado por mal manejo de Marchamo, contrario a lo que ocurre con empresas que han sido administradas por el gobierno, como la Empresa Nacional de Energía Eléctrica (Enee) o la estatal de telecomunicaciones Hondutel.

“No es así como vamos a solventar los problemas de Honduras, el diálogo es el que debe imperar para que salgamos adelante”, afirmó.

Pelea con empresarios

Para el exjefe de la cúpula empresarial, algunos funcionarios tienen una “ideologías trasnochadas”, que les hace creen que peleándose con la empresa privada van a desarrollar este país. Contrario a eso, destacó el empresario, “la realidad es que nosotros somos los que creamos la riqueza, los gobiernos solo gastan el dinero que creamos nosotros los empresarios y el pueblo hondureño en general”.

En esa línea, Facussé trajo a colación la promesa del gobierno de bajar los salarios. “Insisto, yo quiero saber esos salarios que prometieron que se iban a rebajar y que no lo han hecho, tal vez uno de ha hecho, ¿por qué no lo hacen? Porque siguen gozando de las prebendas del poder, imagínese las cantidades enormes en whisky que están gastando algunos de ellos, ya están gozando de las mieles del poder y quieren más impuestos todavía”, cuestionó.

A estas alturas, las autoridades tendrían que haber reducido el gasto, refirió el entrevistado, que señaló que “tenemos un gobierno exageradamente grande para lo que es la economía de este pueblo hondureño”.

Al pelearse con la empresa privada, algunos funcionarios “lo que crea es inseguridad”, dijo el empresario al responsabilizar a los funcionarios que apuntan a los empresarios reciben millones de lempiras a costa del Estado.

“Esa gente cuando tiene ese tipo de amenazas lo único que hace es reaccionar de forma negativa a la inversión, y a la generación de empleo, y eso que es lo que genera más problemas, en vez de generar más crecimiento económico, están haciendo un decrecimiento y los inversionistas extranjeros que pululan a nivel mundial van a decir “ir a ese lugar, ni loco””, dijo.

Facussé reiteró que lo que necesita el país es generar riqueza, empleo, un ambiente con seguridad “porque de por sí, la pobreza es enorme y necesitamos ver de qué forma la solventamos todos los hondureños, la empresa privada, el gobierno y la sociedad civil”.

Acercamiento a China

El empresario hizo referencia a la determinación del gobierno de entablar relaciones con China continental y por ende, terminar la relación con Taiwán.

“Estamos hablando de pelearnos con los taiwaneses, quienes han venido ayudando a nuestro país a través del tiempo y dando becas, para establecer relaciones diplomáticas con China continental”, dijo tras agregar que “eso está bien, pero que digan que me van a dar a cambio”.

Facussé continuó detallando que “si estamos hablando de cuestiones ideológicas, se están cometiendo errores, acuérdese que nuestro principal socio económico es Estados Unidos, ahí dependemos nosotros en gran medida, de todas nuestras exportaciones y de todas las inversiones que pueden estarse haciendo acá”, recordó.