Dirigencia del transporte urbano está en contra del moderno bus eléctrico en la capital

0
641

Tegucigalpa.- El dirigente del transporte, Wilmer Cálix, se manifestó en contra de la llegada de un moderno bus eléctrico a la capital hondureña porque aludió que las autoridades todavía están en deuda con el Trans 450.

Con el fin de implementar nuevas tecnologías, las autoridades de la Alcaldía Municipal del Distrito Central (AMDC), le apuestan a un nuevo proyecto, se trata de un bus eléctrico que se prevé en octubre empezará a brindar el servicio de forma gratuita a la población.

No obstante, dirigente del transporte dejó claro que no están en contra de la modernidad, pero que la llegada de este nuevo medio de transporte a la capital tiene que ser consensuada.

“No se nos dijo ni se nos reunió para explicarnos el fin de esto”, expresó Cálix.

Envió un mensaje a los funcionarios de la alcaldía y a los políticos, que si tanto desean y anhelan la modernidad, que finalicen el Trans 450.

“La modernidad no es echar a andar un bus eléctrico. Echemos a andar el proyecto de modernización del transporte en la capital que hemos venido proponiendo”, sugirió.

Según el dirígete del rubro, un bus eléctrico les perjudicaría alegando que desde hace varios años han venido peleando con la ilegalidad de las unidades y ahora con este nuevo proyecto que asegura vendrá a quitarles los pasajeros.

Es por ello que anunció se reunirán este día con la dirigencia de la capital para analizar la situación de ese bus eléctrico y las turas que va a afectar