Director del INA denunció que grupos de narcos se toman las bases campesinas de la reforma agraria

0
366

Tegucigalpa.– El director del Instituto Nacional Agrario (INA), Francisco Fúnez denunció este martes que grupos insurgente, residuos de grupos narcotraficantes, son en algunos casos los que se toman bases campesinas de la reforma agraria en Honduras.

Pronunció que existen “ciertos grupos catalogados hasta de insurgentes, que parece que son residuales de los narcotraficantes o no sé qué, que se han tomado las bases campesinas de la reforma agraria, digamos: Salamá, La Norteña, Aprobah, ahí tenemos este mes que tomar decisiones en este gobierno y lo está exigiendo la empresa privada”.

Citó que la situación del Aguán es un problema histórico, al tiempo que mencionó que en la década pasada este conflicto cobró 147 vidas, por lo que “hemos tratado como gobierno evitar por todos los medios esos enfrentamientos y más muertes”.

El funcionario recordó que el gobierno nombró una comisión integrada por él, el titular de Seguridad (Ramón Sabillón), el secretario de Defensa (José Manuel Zelaya Rosales) y el secretario de Sedesol (José Carlos Cardona), lo que en su momento sirvió de acercamiento entre la empresa privada y la plataforma agraria.

Prosiguió que en esos acercamientos las partes presentaron sus documentos y la misma se turnó a la Presidencia de la República.

Fúnez aseguró que se buscan consensos pacíficos y no entrar con la bota militar a la zona.

Lamentó la muerte de dos defensores de la tierra en Guapinol, y aseguró que el gobierno no tiene ni la más mínima participación en ese tipo de sucesos. “La presidenta Xiomara Castro nos ha prohibido que nos metamos en asuntos internos de las organizaciones campesinos, mucho menos atentar contra estos ambientalistas o defensores de derechos humanos, aunque se hacen las investigaciones, pero la Policía dice que se trata de muertes por delitos comunes”, señaló.

Confesó que la presidenta Castro les ha instruido que presenten la estrategia final que se utilizará en la zona del Aguán.

Mencionó que el convenio ampara a ciertas empresas campesinas, y debemos decir que la empresa privada ha sido paciente en esta situación. Hizo un llamado a Copa (Coordinadora de Organizaciones Populares del Aguán) y la Plataforma Agraria para revisar la toma que mantienen en el Caribe porque se está violentando el tratado.

Para el 15 o 18 de este mes se tiene contemplada la presentación de una estrategia conjunta con la participación de varios ministros para ofrecer soluciones al polo de conflictividad en el Aguán.

Puntualizó que han convenido con la empresa privada la firma de una carta de intención para ponerle fin a la problemática de tomas de tierras. Entre los puntos a evacuar está: apartar el conflicto del Aguán con respecto a las demás zonas del país; levantar un censo para conocer quiénes son verdaderamente campesinos; revisar la legislación sobre el acceso a la tierra.