Alrededor de 100 mil lempiras de pólvora fueron decomisados por la Policía Nacional en la capital

0
260
Tras un allanamiento ejecutado por funcionarios del Departamento Contra Delitos Especiales de la DPI, logrando detener a una fémina de 33 años de edad. Policía Nacinal

Tegucigalpa – Mediante una acción conjunta Agentes realizaron el decomiso de varios artefactos explosivos en la capital, efectuada por agentes de investigación de la Dirección Policial de Investigaciones (DPI) y Policías de la Dirección Nacional de Prevención en Seguridad Comunitaria (DNPSC)

La acción se llevó a cabo en la colonia Divanna de Comayagüela, tras un allanamiento ejecutado por funcionarios del Departamento Contra Delitos Especiales de la DPI, logrando detener a una fémina de 33 años de edad.

Al momento de su detención se le decomiso varios fuegos artificiales entre los cuales se encuentran:

-32 Morteros grandes y 127 medianos. 

-05 Cajas de cohetes. 

-70 Unidades de pañuelos. 

-22 Cajas de volcanes.

-12 Cajas de silvadores. 

-05 Paquetes de varilla de luz mediana. 

-93 Unidades de pañuelos. 

-10 Unidades de cebollas.

-95 Paquetes de luces de vengala. 

-10 Paquetes de varilla de luz grande. 

07 cajas de chispitas. 

-02 Cajas de luces tronadoras. 

-01 Recipiente de plástico color gris. 

-02 Cajas de cartón color café 

-08 Paquetes de mecha de pólvora. 

-01 Caja de cartón color café conteniendo en su interior papel color rojo. 

-89 Pliegues de papel periódico.

-01 saco de mescal conteniendo en su interior polvo gris (ceniza). 

-01 saco de mescal conteniendo en su interior polvo gris (azufre). 

-01 saco de mescal conteniendo en su interior polvo blanco (cal). 

-01 saco de mescal conteniendo en su interior polvo gris ( pólvora).

El valor de lo decomisado oscila en un aproximado de 100,000.00 (cien mil lempiras) por lo que incurre en el delito de Desobediencia en perjuicio de el orden público por lo que será remitida a los Juzgados de Letras de lo Penal de Tegucigalpa.

Es importante mencionar que desde hace varios años se emitió una ordenanza para controlar la venta y distribución de estos artefactos explosivos, en Tegucigalpa y Comayagüela, con la cual se ha logrado una significativa reducción de los índices de niños quemados.

Por lo anterior la policía en apoyo a la municipalidad continuarán realizando operativos de manera permanente; con el fin de evitar se produzcan daños y pérdidas materiales, así como humanas que son provocadas por los mismos.