Wall Street registra una semana de récords de la mano de la Fed

0
285

Tegucigalpa.- Wall Street vivió una semana de cifras récord gracias en buena medida al optimismo que causó entre los inversores la posibilidad cada vez más clara de que la Reserva Federal estadounidense (Fed) comience a bajar los tipos de interés el año que viene.

En el acumulado semanal, el Dow Jones de Industriales creció un 2.92 %; el S&P 500 subió un 2.49 % y el Nasdaq, donde cotizan las grandes tecnológicas, creció un 2.85 %.

Para los tres índices fue la séptima semana consecutiva de ganancias. El S&P, además, registró su mejor racha desde 2017.

Los buenos datos reflejan la buena acogida de los inversores al tono del banco central, que este miércoles indicó que podría bajar el tipo de interés oficial hasta en tres ocasiones en 2024.

Espoleado por la noticia, el Dow Jones cerró con una nueva cifra histórica cada uno de los últimos tres días. El S&P no está lejos de alcanzar su propio récord, establecido en enero de 2022.

Más allá de las señales de la Fed, los datos de consumo relativos al mes de noviembre fueron mejores de lo esperado, lo que unido al enfriamiento de la tasa de inflación ha llevado a muchos analistas a aventurar que los reguladores podrían estar cerca de lograr ese ansiado «aterrizaje suave» que hace solo unos meses parecía difícil.

El bono del Tesoro estadounidense a diez años, de referencia, tuvo su mayor caída semanal desde noviembre del año pasado, hasta un 3.927 %. Por lo general, cuando a la Bolsa le va bien, los bonos bajan, ya que ambos compiten por inversores -aunque hay más factores que influyen en el precio.

Sin embargo, otros piensan que el optimismo no está justificado. El presidente de la Fed de Nueva York, John Williams, dijo el viernes a la cadena CNBC que los reguladores, de momento, no están hablando de bajar los tipos de interés, sino que continúan enfocados en llevar la inflación a su objetivo del 2 %.

«Una cosa que hemos aprendido durante el último año es que los datos pueden variar de manera sorprendente, y tenemos que estar preparados para establecer una política aún más restrictiva si el progreso de la inflación se frena o se revierte», dijo Williams.

El analista Chris Larkin, de E-Trade, expresó cautela tras los buenos datos del cierre y dijo que «el mercado no sube todos los días, no importa lo fuerte que sea una tendencia. Los retrocesos y las pausas son inevitables», recoge la cadena.

Según la herramienta FedWatch del Grupo CME, la mayoría de inversores espera que el banco central comience a bajar el tipo de interés oficial en marzo. EFE