Suiza legaliza una máquina para el suicidio asistido

0
342

Zúrich​.-Suiza es uno de los países avanzados en lo que se refiere a la regularización de la muerte digna, siendo uno de los territorios que tiene la eutanasia o suicidio asistido en su regulación, ahora el país has dado un paso más avanzado con la aprobación del uso de una cápsula para el suicidio asistido.

Diseñada por Philip Nitshke, físico y humanista australiano con mucho recorrido en el campo de la eutanasia, el prototipo se ha bautizado como Sarco.

El funcionamiento es relativamente sencillo de entender. Aquel que tome la decisión de morir de forma digna, se introduce dentro de la cama, donde se pone a dormir, tras activar el aparato. Luego, de manera rápida y totalmente indolora, fallece al haber inhalado suficiente cantidad de nitrógeno.

«Las condiciones para una muerte pacífica, incluso eufórica», defienden al respecto desde Sarco.

Sus creadores destacan de esta cápsula que es totalmente portable, y que está imprimida en 3D, En concreto, se imprimirá a partir de una amalgama de madera biodegradable. «Cuando la tecnología esté disponible, estas tiendas (de 3D) estarán en todas partes y el costo bajará significativamente», destacan los impulsores. Además, su parte superior se puede desprender y utilizar como ataúd.

También defienden su diseño, que lo tildan de arte. «El elegante diseño tenía la intención de sugerir un sentido de ocasión de viajar a un ‘nuevo destino'», defienden en su sitio web.

Suicidio asistido

«El objetivo de Sarco es eliminar la necesidad de asistencia. Esto asegura que cualquier uso del Sarco sea legal», defienden los creadores. Y es que cabe recordar que, mientras la eutanasia comporta que una segunda persona participe en la muerte, en el suicidio asistido este segundo individuo solo facilita los instrumentos requeridos.