“No voy a lavar trapos sucios en casa, mi deber es informar a la ciudadanía” afirmó la presidenta del CNE

0
266
Foto cortesía CNE

Tegucigalpa.- La presidenta del Consejo Nacional Electoral (CNE), Ana Paola Hall, dijo que «no voy a lavar trapos sucios en casa, mi deber es informar a la ciudadanía, quien diga eso es no más otra persona que se suma a esa ley bozal. Voy a defender mi voz hasta el final, el problema es que ahora hay opiniones, antes no había esto, solo había una voz y ahora somos tres».

Por ello, ejemplificó, es la amenaza de cárcel y de inhabilitar a los consejeros que se pretende incluir en las reformas a la nueva Ley Electoral.

Reveló que por sus posiciones en defensa de la autonomía del CNE se les ha acusado de buscar crear crisis, cuando solo buscan trabajar y decirle la verdad a la ciudadanía.

Hall García, también destacó que por defender la independencia y la institucionalidad del CNE, les han dicho que los “trapos se lavan en casa”, pero “yo no voy a lavar los trapos en casa, porque siempre diré la verdad”.

La consejera-presidenta, fue más allá al señalar que ya saben que estorban y se les ve como desobedientes y hasta maleducadas, pero lo único que quieren es decir la verdad, y lo bueno es que el pueblo sabe cuál es esa verdad.

Por ello, de nueva cuenta y de manera respetuosa, suplico al Congreso Nacional, aprobar la ampliación presupuestaria que requirió el CNE para cumplir su misión constitucional y Ley Electoral. (JS)

Las declaraciones íntegras de Ana Paola Hall:

Estamos conscientes que el equipo tecnológico que hemos apoyado es una buena herramienta para que los electores tengan nuevos instrumentos y nuevos mecanismos y procedimientos que permitan rescatar o al menos ir rescatando un poco de confianza ciudadana.