La deportación de hondureños indocumentados disminuye 11,8 % en cuatro meses

0
106
EFE

Tegucigalpa – La deportación de hondureños indocumentados en los cuatro primeros meses de 2021 disminuyó en un 11,8 % con relación al mismo período de 2020, según cifras divulgadas este miércoles por el Observatorio Consular y Migratorio de Honduras.

Según un informe del Observatorio hondureño, al que tuvo acceso Efe, en ese período fueron deportadas 17.809 personas frente a las 20.192 de entre enero y abril del año pasado.

Del total de hondureños retornados en el citado lapso, las autoridades migratorias de México deportaron a Honduras, por vía área, a 250 hondureños, entre ellos 31 menores de edad.

Otros 15.339 hondureños, incluidos 1.094 niños, fueron deportados también por las autoridades mexicanas vía terrestre, mientras que 284 nacionales fueron repatriados desde Guatemala.

Estados Unidos retornó a Honduras a 1.936 hondureños indocumentados, incluidos 18 menores, muchos de ellos solos, detalla el informe.

Los deportados por México representan el 87,5 % del total de casos, las deportaciones desde EE.UU. equivalen al 10,9 % y las de países centroamericanos 1,6 %.

Del total de deportados, 16.484 eran adultos, 14.958 hombres y 1.526 mujeres. Los menores de edad retornados entre enero y abril suman 1.325 y representan el 7,4 % del total.

Los menores que cada año intentan llegar a Estados Unidos, según organismos de derechos humanos, lo hacen con la idea de reencontrarse con familiares y por la violencia que sufre el país.

Una delegación oficial de Honduras realizó a mediados de abril una gira de trabajo por Estados Unidos para conocer más sobre la situación de menores hondureños detenidos en albergues en ese país.

En Estados Unidos, según las autoridades del país centroamericano, viven más de un millón de hondureños, entre residentes legales e indocumentados, que han escapado de situaciones que afectan a su país como la violencia y la pobreza.

Los que viven en el exterior, principalmente en EE.UU., envían remesas familiares, las que al año superan los 3.600 millones de dólares, según cifras del Banco Central de Honduras.

Los retornados son atendidos por las autoridades de los Centros de Atención al Migrante Retornado (CAMR) ubicados en San Pedro Sula y Omoa, en el norte y Caribe del país. EFE