Honduras avanza en la investigación del asesinato de la exdiputada Carolina Echeverría

0
773

Tegucigalpa.- La investigación sobre el asesinato de la exdiputada hondureña misquita Carolina Echeverría «está avanzando», afirmó este martes el titular de la Dirección Policial de Investigaciones (DPI) de Honduras, Rommel Martínez, quien enfatizó la necesidad de mantener en reserva los detalles de las pesquisas.

«Al día de hoy, transcurridas 36 horas del hecho, los equipos de investigación han consolidado información bastante útil, hay avances muy importantes», dijo Martínez en una rueda de prensa.

Señaló que los datos recabados hasta ahora no son suficientes para detener a alguien por el asesinato, pero los «avances (de la investigación) han sido bastante considerables y en su momento los resultados intermedios van a salir a la luz pública».

«La Dirección Policial de Investigaciones en este momento tiene la capacidad de manifestar que el caso se está trabajando muy minuciosamente, haciendo uso de todo el equipo tecnológico y la parte técnica», explicó.

Echeverría, parlamentaria entre 2006-2010, fue asesinada el domingo en su residencia de Tegucigalpa, la capital, por un grupo de al menos cinco personas vestidas de médico que ingresaron a la vivienda bajo «un mecanismo de engaño», un hecho en el que su esposo, excomisionado general de la Policía Nacional, Andrés Urtecho, resultó herido de bala de una pierna, agregó.

Los restos de Echeverría, abogada de profesión y quien aspiraba a una nueva diputación por el Partido Liberal, segunda fuerza de oposición, fueron trasladados hoy a la comunidad misquita de Kaukira, en el departamento de Gracias a Dios, fronterizo con Nicaragua, donde serán sepultados.

Un delito común y una acción planificada por alguna estructura criminal son dos de las hipótesis que investigan las autoridades tras su asesinato, indicó el director de la DPI.

«Ya tenemos una línea de hipotética de mucha intensidad que consideramos que, de no surgir un elemento que la contradiga, va a ser la línea de investigación; se va a transitar para poder llegar a los responsables y proporcionar al Ministerio Público pruebas que tengan la capacidad suficiente de sustentar las acusaciones», añadió.

Subrayó la necesidad de mantener discreción en cuanto a los resultados de las pesquisas, ya que si se compromete información se estaría «poniendo en riesgo la efectividad de la investigación misma».

«Todo lo que se vaya encontrando servirá para la investigación, sentimos que estas acciones pueden llevar a una captura rápida de los responsables», acotó Martínez.

Unos 165 abogados han sido asesinados en el país centroamericano en los últimos diez años, según cifras divulgadas por el titular del Colegio de Abogados de Honduras. EFE