Dina Boluarte acusa a México de no querer entregar la Presidencia de la Alianza del Pacifico a Perú

0
312

Lima.- Las tensiones entre Perú y México escalaron nuevamente, esta vez por las acusaciones de la presidenta Dina Boluarte, quien señaló que el Gobierno de Andrés Manuel López Obrador no quiere entregar la jefatura de la Alianza del Pacífico al país andino.

“Por seguir apoyando al expresidente que dio el golpe y además que tiene carpetas fiscales, que ahí están en investigación, no nos quiere entregar la presidencia pro tempore de la Alianza del Pacífico”, sostuvo la mandataria interina la noche del miércoles. 

En enero de 2022, México recibió la jefatura del mecanismo de integración regional que conforma junto a Chile, Colombia y Perú. López Obrador debía entregar la titularidad en noviembre pasado en la Cumbre de Líderes de la Alianza, sin embargo, la reunión fue cancelada luego de que el Congreso peruano negara al entonces presidente, Pedro Castillo, asistir a la Ciudad de México a recibirla. 

Ante esta situación, López Obrador ofreció realizar el encuentro en Perú el 14 de diciembre con el fin de traspasarle la presidencia pro tempore a Castillo, sin embargo, el político fue destituido de su cargo antes de que la cita tuviera lugar, por lo que la entrega nunca se realizó. 

Bajo el nuevo Gobierno, Perú debió recibir la Presidencia de la Alianza el pasado enero, pero hasta la fecha la entrega no se ha realizado, reprochó Boluarte. “Por esa situación política del presidente de México, hasta ahora está perjudicando a los pueblos que comprenden la Alianza Pacífico”, criticó el miércoles.

La mandataria, que enfrenta movilizaciones en contra de su Gobierno desde hace dos meses, acusó a López Obrador de priorizar sus consideraciones políticas por encima del desarrollo de los pueblos de la Alianza. 

“Una mirada política no puede cerrar el desarrollo de nuestras hermanas y hermanos que comprenden en ese bloque”, refirió Boluarte. 

En otros temas, la presidenta informó que en los próximos días volverá a la embajada en Argentina un representante del país, luego de que en diciembre renunciara su titular, Peter Camino Cannock, por la conmoción política generada tras la destitución de Castillo. 

“Las relaciones internacionales, están nuevamente volviendo a la calma”, consideró.

Las tensiones entre México y Perú

Desde la destitución de Castillo, López Obrador ha manifestado constantemente su inconformidad y rechazo hacia la nueva Administración de Boluarte, manteniendo su apoyo hacia el expresidente, a quien México pretendía dar asilo antes de que fuera arrestado el 7 de diciembre.

La familia de Castillo sí recibió el beneficio humanitario y actualmente se encuentra en México.

Las tensiones entre los dos Estados han escalado hasta tal punto, que el pasado diciembre el Congreso del país sudamericano decidió declarar persona “non grata” al embajador mexicano en Lima, obligando al diplomático a retornar a su nación. Varios legisladores andinos han propuesto que López Obrador reciba el mismo título, mientras continúan los señalamientos públicos entre Boluarte y su par mexicano.