Efectivos antimotines desalojan a policías depurados que mantenían toma en Zambrano

0
326

Tegucigalpa.- La toma que comenzó desde horas de la mañana por parte de un grupo de policías depurados en las cercanías del peaje de Zambrano, Francisco Morazán, fue disuelta al filo del mediodía por parte de efectivos antimotines de la Policía Nacional.

Es la primera vez en el actual gobierno que se utilizan gases lacrimógenos para disolver una toma.

Los manifestantes fueron desalojados por tanquetas de agua y mediante el uso de gas lacrimógeno, esto último prohibido por la presidenta Xiomara Castro como disuasivo para disolver las tomas en el país.

“Nos golpearon y nos echaron gas en la cara”, gritaba una de las protestantes en la zona de Zambrano, periferia de la capital.

Durante la contienda hubo empujones, golpes, toletazos y el lanzamiento de agua y gas por parte de los agentes antimotines.

Los policías depurados reclaman el despido injusto -según ellos- que fueron objeto cuando empezó el proceso de depuración en 2016 y que apartó más de 6 mil efectivos de la institución.

Por varios minutos se vivieron momentos de zozobra porque los efectivos policiales utilizaron los escudos para confrontar a los manifestantes.

Decenas de viajeros que pretendían llegar al aeropuerto de Palmerola perdieron sus vuelos, mientras el tráfico vehicular se tornó pesado en la zona.  

El grupo de manifestantes advirtieron que retornarán al lugar y que las protestas seguirán hasta lograr una respuesta por parte del gobierno hondureño.

La protesta ocasionó que varios de los policías depurados resultaran heridos por el forcejeo que se armó con los elementos antimotines. 

Fuente: Proceso Digital