Salvador Nasralla: «No queremos cerrar Toncontín, el que quiera viajar por Palmerola que vuele por ahí»

0
985
La dificultad de operar en Toncontín es la génesis del traslado de operaciones hacia Palmerola en Comayagua.

Tegucigalpa.-El designado presidencial electo, Salvador Nasralla, dijo este martes que ellos no quieren cerrar el Aeropuerto Toncontín, y el que quiere volar a través de la terminal aérea de Palmerola, que lo haga por medio de ese aeropuerto.

«Toncontín no se tiene que cerrar. Hay muchas cosas que vamos a querer hacer y que el Congreso a través de mociones estos delincuentes del Partido Nacional, donde hay muchos lobos con piel de ovejas van a terminar imponiendo lo que le conviene al crimen organizado para que en Honduras no se realicen obras y pase la droga», aseguró Nasralla.

«Yo estoy en política representando al pueblo, o me devuelven los 20 diputados que me están robando al Congreso de la República, o, tendrán una persona permanentemente en contra de todas las decisiones que en ese Congreso se tomen», advirtió el entrevistado.

Salvador Nasralla, dijo, que, «si alguien de los diputados del Partido Salvador de Honduras se orilla a la bancada nacionalista por alguna razón, pues tenemos que denunciarlo. Sabemos que somos seres humanos y algunos son un poco débiles, pero yo confío, porque los que escogí es gente decente y no se me van a vender».

«Así como los diez diputados, hay otros 20 que están quedando fuera simplemente porque no pertenecen al crimen organizado, no están metidos en droga o no aceptan dinero sucio. El Congreso de Honduras es una mentira y no responde a lo que la gente votó, y cuando tome posesión, se van darán cuenta que el Congreso estará de manos atadas haciendo cosas en contra del pueblo hondureño, porque los que llegan ahí en el fondo son atemorizados para tomar decisiones».

Mencionó que, «el Partido Liberal obtiene 23 diputados con la ayuda del Partido Nacional porque en las mesas no permitían gente normal como nosotros, sino uno de Libre, un nacionalista y otro liberal ( los dos partidos últimos hicieron sociedad), y la gente cuando mira un poderoso billete encima de la mesa sucumbe y se olvida de la patria».

«Lo de las Zonas Especiales de Desarrollo y Empleos (ZEDEs) va continuar, son 200 pedacitos en los cuales se va disgregar Honduras con o sin nuestra presidencia de la República (Xiomara Castro y Salvador Nasralla) que se no podrá hacer nada para evitar que Honduras desaparezca», concluyó el líder político.