Maduro dice que estadounidenses detenidos serán juzgados por la justicia venezolana

0
325
Para el Gobierno, la carta del bufete estadounidense es una muestra de que Goudreau, gerente de Silvercorp, tenía "su decisión de hacer valer el contrato, tanto con respecto a los pagos como a la prestación de los 'servicios'".

Caracas- La justicia venezolana juzgará a los dos estadounidenses detenidos presuntamente tras una fallida incursión por mar al país, dijo este miércoles el presidente Nicolás Maduro, mientras que Washington advirtió que usará todas las opciones para repatriarlos.

Luke Alexander Denman, de 34 años, y Airan Berry, de 41 «están convictos, confesos, capturados in fraganti y ya están siendo juzgados por la Fiscalía general de la república, y los tribunales civiles de Venezuela», comentó Maduro a periodistas durante una videoconferencia.

«El proceso será con plenas garantías y será justo», agregó el mandatario, remarcando que los estadounidenses, detenidos el lunes en el pueblo costero de Chuao, estado Aragua (norte), un día después de la fallida incursión, «están siendo bien tratados, con respeto».

«Han confesado su culpa, han violado la ley internacional, han violado la ley de Venezuela, están en manos de la justicia y nosotros garantizaremos que se haga justicia en este caso con estos dos estadounidenses y con el resto de los mercenarios y que salga a flote la verdad», afirmó Maduro.

Hasta ahora se ha detenido a una veintena de «mercenarios», varios de ellos militares venezolanos disidentes, detenidos tras una «invasión» por mar frustrada el 3 de mayo en playas de Macuto, estado La Guaira, ubicado a unos 40 minutos por tierra de Caracas. 

La operación Negro Primero aplastamiento del enemigo continúa», expresó Maduro sobre el despliegue de unos 25.000 efectivos militares que ordenó para «escudriñar» las costas venezolanas.

  • «Trump: el jefe directo» –
    El mandatario reiteró sus denuncias contra Trump, al vincularlo con Jordan Goudreau, exmilitar dueño de la empresa de seguridad Silvercorp, señalado por Caracas de entrenar a «mercenarios» en territorio colombiano.

«El presidente Donald Trump es el jefe directo de toda la incursión», reiteró Maduro al mostrar un video de Denman, en el que dice haber sido contratado por Goudreau para la operación que tenía entre sus objetivos tomar el control del principal aeropuerto del país para sacar al mandatario venezolano.

Maduro, que también ha acusado de la presunta trama al presidente de Colombia, Iván Duque, sostuvo que Venezuela solicitará a Estados Unidos la extradición de Goudreau, quien declaró en entrevista con la periodista venezolana Patricia Poleo, radicada en Miami, haber suscrito un contrato en acuerdo con el líder opositor Juan Guaidó.

Guaidó, reconocido por medio centenar de países, con Estados Unidos a la cabeza, como presidente encargado de Venezuela, afirma que los señalamientos por los que la fiscalía venezolana, de línea chavista, le abrió una nueva investigación, son parte de «una nueva olla de la dictadura» (montaje).

  • «Bahía de cochinitos» –
    El martes, Washington consideró las denuncias como un «melodrama» y una «gran campaña de desinformación» por parte de Caracas, y este miércoles advirtió que usará todas las opciones a su disposición para repatriar a los dos estadounidenses.

«Si el régimen de Maduro decide retenerlos, utilizaremos todas las herramientas que tengamos disponibles para tratar de traerlos de regreso», dijo a periodistas el jefe de la diplomacia estadounidense, Mike Pompeo.

En tanto Rusia, uno de los principales aliados de Maduro junto a China, aseguró este miércoles que el desmentido estadounidense «no es convincente».

«La afirmación de Washington según la cual el gobierno estadounidense no tiene nada que ver con lo que pasó en Venezuela estos últimos días no parece convincente» declaró el ministerio de Relaciones Exteriores ruso mediante un comunicado.

Maduro ironizó al asegurar que medios estadounidenses califican la operación «como la Bahía de Cochinos venezolana», en alusión a la operación militar escenificada en abril de 1961 en las costas de Cuba, conocida también como ‘batalla de Girón’, en un intento fallido de Washington por deponer al fallecido expresidente Fidel Castro.

© Agence France-Presse

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here