La producción de café en Honduras podría bajar durante la actual cosecha

0
392
EFE

Tegucigalpa.- El productor Fredy Pastrana, anticipó que la cosecha de café para la temporada 2021-2022 podría disminuir debido al mal de estado de algunas fincas.

“Sabemos que la cosecha va bajar este año, el año pasado recolectamos 7.2 millones, de acuerdo a las estadísticas del Ihcafe”, declaró.

Pastrana estimó que en la actual temporada la cosecha rondará en 6 a 6.5 millones de quintales del aromático.

La fuente señaló que las fincas no están del todo bien, especialmente en el oriente del país.

Del mismo modo, contó que en los departamentos de El Paraíso y Comayagua las cosechas no son buenas, pero que Santa Bárbara registra buenos números.

También mencionó que la escasez de la mano de obra para cortadores de café es un problema frecuente que se da en las fincas todos los años.

“Todos nos confiamos que van a venir los de Nicaragua, ahora ya no vienen, mucho menos los de El Salvador, tengo entendido que de Guatemala viene muy poca gente”, expresó.

Finalmente manifestó que los jóvenes de ahora no quieren dedicarse a la actividad de cortar café.

Otro factor que podría afectar a la cosecha de café es el mal estado de algunas carreteras que dan acceso a las zonas productoras.

El invierno se podría intensificar en lo que resta de los meses de octubre y noviembre y la cosecha que está lista en elevaciones arriba de los mil metros tendría dificultades para poder salir al mercado. El sector productor espera que las carreteras por lo menos estén balastradas.

El café sigue siendo la primera fuente de divisas por ventas al extranjero de Honduras, al ser el mayor exportador del grano de Centroamérica.

La cosecha 2021-2021 dio inicio el 1 de octubre a nivel nacional y finaliza el 30 de septiembre del 2022.

Pese a que la cosecha no sería la mejor, algunos productores están optimistas porque el precio internacional del café anda arriba de los 200 dólares.

El café es el producto de exportación que más divisas genera para Honduras, aproximadamente unos 1,100 millones de lempiras ingresan al año, según estimaciones.