La caravana migrante protesta este Día de Muertos en el sur de México por los fallecidos

0
490
Migrantes de origen centroamericano descansan, hoy en el municipio de Huixtla, Chiapas (México). EFE/Juan Manuel Blanco

Tapachula (México).- Integrantes de la caravana de miles de migrantes que partió esta semana de la frontera sur de México protestaron este Día de Muertos para conmemorar a los cientos de compañeros que han fallecido en su intento de cruzar territorio mexicano hacia Estados Unidos.

Los migrantes se instalaron en el domo del barrio Guadalupe en el municipio de Huixtla, del fronterizo estado de Chiapas, donde extendieron mantas y cartulinas para exigir al Gobierno de México que asuma su responsabilidad.

“Ya basta de seguir dando muertos, (hay) corrupción, el crimen organizado», declaró Irineo Mujica Arzate, director de Pueblos Sin Fronteras, organización que acompaña a los migrantes que el lunes salieron de Tapachula.

La manifestación ocurrió mientras la frontera de México con Estados Unidos se consolidó como la ruta migratoria más mortal, con casi 700 migrantes muertos en 2022, según la Organización Internacional para las Migraciones (OIM).

El hondureño Eliseo Portillo, quien era agricultor en su país, opinó en la protesta que México es un “cementerio”.

“Hay unos (migrantes) que se han muerto o algunos que no se han vuelto a ver, hay unos que han quedado en la historia y de esa persona no se ha vuelto a saber nada porque México se ha convertido en un país tan peligroso, porque hasta la familia le dice a uno: no te vengas”, comentó a EFE.

Quintín Oseguera, otro compatriota de Honduras, solicitó al Instituto Nacional de Migración (INM) que les facilite el permiso para cruzar México porque tenían varias semanas de estar varados y la situación es crítica para miles de migrantes que van caminando.

«Le queremos decir que puede ser un medio para que no se sigan dando más muertes de los migrantes en el paso de este país. Ya no queremos más muertes y es lamentable tantas personas que han muerto. La verdad es que migramos por una necesidad, hay una crisis económica y queremos dar un buen futuro a nuestros hijos», indicó.

Este centroamericano que se unió a la protesta era campesino, pero ahora viaja con un grupo de sus compatriotas para acompañarse y no sufrir asaltos, robos y la inseguridad.

Mujica Arzate denunció que en México no hay un número oficial de cuántas personas han fallecido en todo el territorio.

“Es que la muerte de un migrante no se cuenta, no vale y ni los van a contar», aseveró.

La situación en la frontera sur refleja un flujo migratorio «sin precedentes» de la región, según la Organización Internacional de las Migraciones (OIM), con hasta 16.000 migrantes que llegan al día a las fronteras de México, de acuerdo con el presidente, Andrés Manuel López Obrador. EFE