Inicio de la temporada ciclónica pondrá fin a la contaminación atmosférica, prevé el ICF

0
419

Tegucigalpa.- El director del Instituto de Conservación Forestal (ICF), Luis Soliz, explicó que la única solución para la persistente contaminación atmosférica en varias regiones del país es con el inicio de la temporada ciclónica.

“Lo único que puede descontaminar la atmosfera es el movimiento de viento que no lo tenemos o la formación de nubes a través de las lluvias”, indicó el funcionario.

Según Soliz, el invierno ya ha llegado a Panamá, y Costa Rica lo está experimentando, mientras que Nicaragua lo recibe, y sube por la zona tropical de convergencia, lo que siempre trae las primeras lluvias por el Pacífico. También mencionó otra zona de convergencia en el oriente de Cuba.

En ese contexto, señaló que Honduras está atrapada por una concentración de contaminantes regionales, además de los que emite localmente. La esperanza es que la temporada ciclónica comience para que los vientos se desplacen y las lluvias comiencen.

Soliz informó que Tegucigalpa tiene menos contaminación que San Pedro Sula porque los contaminantes se están moviendo hacia el norte en busca de salida al mar. Explicó que la densa capa de humo que cubre el país se debe al fenómeno de inversión térmica, que impide la formación de nubes y expone directamente la tierra a los rayos solares, aumentando la temperatura. Sin embargo, aclaró que la atmósfera está fría y busca equilibrarse con las altas temperaturas, lo que causa evaporación y disminuye los niveles de contaminación.

Culpa del transporte público

En cuanto al transporte urbano, el excomisionado presidencial y experto en cambio climático, Marlon Escoto, atribuyó la capa de humo que cubre el país, especialmente la capital, al transporte público.

Escoto lamentó esta situación, ya que, aunque la capa de humo se disipe, los motores no se apagarán. Recordó que la capital hondureña alberga el 60 por ciento del parque vehicular del país.

“Pasada la humareda y esta contaminación visual nos queda pendiente, al menos en Tegucigalpa, seguir discutiendo el tema de contaminación atmosférica producto del sistema de transporte que satura la ciudad y provoca congestionamiento”, lamentó.