Fervor y devoción en las «Carreritas de San Juan» que marcan el cierre de la Semana Santa en Honduras

0
795

Tegucigalpa.- Este Domingo de Resurrección, las comunidades hondureñas se unieron en un acto de fe y tradición, celebrando las emblemáticas «Carreritas de San Juan». Este evento, que combina elementos de la cultura religiosa con el trabajo comunitario, marcó el cierre solemne de las procesiones de Semana Santa en varias localidades del país.

En la aldea de Suyapa en Tegucigalpa y en la ciudad de Santa Rosa de Copán, capitalinos y pobladores se congregaron para revivir momentos cruciales de la narrativa bíblica. En Suyapa, los fieles se reunieron para representar la búsqueda de María Magdalena en el sepulcro de Jesús, recordando el instante transformador en el que descubrió la tumba vacía, simbolizando la resurrección de Cristo y el inicio de la fe cristiana.

Mientras tanto, en las calles de Santa Rosa de Copán, la emblemática Calle Real se convirtió en el escenario de una procesión solemne, donde los personajes bíblicos cobraron vida ante los ojos de los devotos. Desde el Arcángel anunciando la resurrección hasta María Magdalena buscando al Salvador, la representación fue un testimonio visual del compromiso y la devoción de la comunidad con su fe.

Las «Carreritas de San Juan» no solo son una expresión de fervor religioso, sino también un símbolo de unidad comunitaria. A través de cantos, oraciones y la representación de pasajes bíblicos, los hondureños reafirman su conexión con la tradición y la espiritualidad, consolidando así el significado más profundo de la Semana Santa en sus corazones y en su comunidad.