El regresar a Honduras al principio de renta mundial “no es favorable” señala la CCIT

0
390

Tegucigalpa.- La Cámara de Comercio e Industrias de Tegucigalpa (CCIT) participó la tarde del viernes en la socialización del proyecto de Ley de Justicia Tributaria que busca aprobar el Congreso de la República tras una iniciativa promovida por el Poder Ejecutivo.

La CCIT compareció a la invitación formulada por la comisión de dictamen con el objeto de señalar las razones técnicas, jurídicas y de contenido por las cuales el denominado proyecto no debería ser aprobado de la manera que se ha planteado, se indicó.

Los representantes de la organización empresarial capitalina expresaron que en dicho proyecto se habla de favorecer a los sectores más vulnerables “pero no se establece una propuesta clara de cómo el Estado va a establecer políticas públicas para generar nuevos empleos”.

La CCIT apuntó además respecto a la Ley Tributaria que este proyecto “carece del elemento esencial de razonabilidad como principio jurídico para la creación de leyes”.

La Cámara de Comercio de Tegucigalpa señaló que “no existe conexión entre los mecanismos establecidos en la ley y su finalidad”.

En cuanto al tema de las remesas destacaron que debe quedar claramente establecido que las mismas no deben ser gravadas, por lo que, propuso una definición para efectos tributarios a fin de generar tranquilidad en el pueblo hondureño.

“Es necesario contar con una disposición legal clara que no permita interpretaciones subjetivas que al final puedan ocasionar perjuicios a la población, e incluso, jugar contra el mismo Estado.  

La CCIT expresó a la comisión especial de la Ley que bajo ningún motivo estar bajo un principio de renta territorial como el actual promueva la evasión fiscal como se ha querido señalar por parte de la autoridad tributaria.

En consecuencia, consideran que regresar a Honduras al principio de renta mundial “no es favorable” ya que le pone en “desventaja” sobre los demás países de la región quienes estarían bajo el principio de renta territorial.