Aumentan las diligencias contra la trata y explotación sexual en Roatán

0
470

Tegucigalpa.- La Policía Nacional informó que, equipos especiales de la Dirección Policial de Investigaciones (DPI), realizan diligencias para identificar y capturar a más personas involucradas en el delito de trata de personas bajo la modalidad de explotación sexual forzada y elaboración de material pornográfico, en Roatán, Islas de la Bahía.

La acción policial está siendo supervisada por la subsecretaría de Seguridad, doctora Julissa Villanueva.

“Equipos de la DPI supervisados por la Sub Secretaria de Seguridad Dra Julissa Villanueva se encuentran en el sector insular investigando personas vinculadas en delitos de trata y explotación sexual de menores de edad en Islas de la Bahía”, publicó la institución en sus redes sociales.

En ese sentido, coordinado con fiscales y jueces con competencia nacional en materia penal, se espera continuar con los allanamientos contra extranjeros que residen en sectores de Islas de la Bahía, que estarían involucrados en el ilícito.

La Policía Nacional tiene información que ciudadanos norteamericanos estarían promoviendo turismo sexual en el sector insular, que afecta a menores de edad, a quienes estarían remunerando con dinero a cambio de encuentros sexuales.

Cabe señalar que, Julissa Villanueva, incluso anunció que plantea crear una policía de género que busque a personas desaparecidas y combata la trata de personas en el departamento de Islas de la Bahía, en el Caribe de Honduras.

“Hoy más que nunca queremos una policía de género que busque a las personas desaparecidas, pronto me estaré reuniendo con autoridades de la zona”, dijo Villanueva en entrevista a Noticieros Hoy Mismo.

La funcionaria de seguridad indicó que la intención es mejorar la seguridad en esta zona del país.

Cabe señalar que, las acciones de los agentes de la DPI e Interpol para desarticular redes de trata de personas, se aceleraron luego de la detención del estadounidense de 63 años, Gary Lee Johnston, el pasado 29 de agosto, durante el allanamiento a una residencia en Roatán, en la que se encontró a una menor de edad.

A Johnston se le dictó auto de formal procesamiento, acusado de trata de personas y pornografía infantil, por lo que fue enviado al penal de El Progreso, Yoro.