Advierten que los despidos de empleados públicos generarán numerosas demandas contra el Estado de Honduras

0
288

Tegucigalpa.- El exsecretario de la Asociación Nacional de Empleados Públicos de Honduras (ANDEPH), Cesar Chirinos, alertó que los diferentes despidos que se están dando en el Gobierno de forma injustificada generarán demandas por más de 5,000 millones de lempiras contra el Estado.

De acuerdo a información de la ANDEPH, en la presente administración ya fueron separados 32,000 servidores, y los efectos para las finanzas del Estado son negativos porque los despidos no se han dado de acuerdo al proceso administrativo o por sectarismo político.

“Estas son demandas seguras”, particularmente porque hay un sectarismo político que ya se había dado antes; pero nunca “como ahora con los llamados colectivos de Libre, que presionan y generan constantes manifestaciones y en cada protesta se meten e irrumpen en cualquier secretaría de Estado”, indicó Chirinos.

Los despidos que se están dando al final a quien le saldrá caro es al pueblo hondureño, pagando millonarias sumas por demandas laborales, advirtió.

Es lamentable que los despidos injustificados se sigan dando, deploró Chirinos.

Esta semana, al menos 1,200 empleados del servicio de emergencias 911 fueron cancelados, como parte de las acciones de la comisión interventora nombrada por el gobierno de la presidenta Xiomara Castro.

En ese sentido, mediante un comunicado oficial se informó que se pagarán tres meses atrasados de salarios, asimismo se cancelará a todo el personal respetando sus derechos laborales y se ejecutará una recontratación de personal bajo el régimen de Servicio Civil.

Además, comenzó la intervención de oficinas administrativas y de despacho, por parte de la comisión nombrada por el Ejecutivo e integrada por al abogado Roberto Reina, el ingeniero en Sistemas Gosset Moncada y el auditor Gerardo Antonio Hernández Ochoa.

Uno de los despedidos identificado únicamente como Jonny, dijo que la determinación de los interventores los toma por sorpresa porque quedar desempleado en estos momentos no es cosa fácil.